Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La colección de Alicia Koplowitz se expondrá en Bilbao en verano

El Museo de Bellas Artes presentará una selección de obras de la empresaria, que hasta ahora solo se ha visto en París

Una mujer mira 'Mujer pelirroja', de Amedeo Modigliani, en la muestra de Alicia Koplowitz en París.

El Museo de Bellas Artes de Bilbao presentará el próximo mes de julio una exposición de obras de la colección de la empresaria Alicia Koplowitz inédita en España. Hasta ahora sus obras solo han podido verse en París, donde se exhiben en el Museo Jacquemart-André hasta el próximo 10 de julio.

El anuncio de la presentación de la muestra en Bilbao coincide con la llegada al Museo de Bellas Artes del exdirector del Prado, Miguel Zugaza, que el pasado lunes volvió a la dirección del centro. Zugaza fue el máximo responsable del Bellas Artes entre 1996 y 2002, etapa en la que impulsó la ampliación de las instalaciones y la modernización de su funcionamiento.

Alicia Koplowitz, la novena fortuna de España, valorada en 2.050 millones de euros por la revista Forbes, ha coleccionado arte desde la adolescencia. El coleccionismo, ha explicado en el catálogo de la exposición de París, ha sido para ella "un viaje iniciático", que le ha servido "de escudo ante las vicisitudes de la vida". "He invertido [en la colección] parte de mi patrimonio y lo he hecho para que el conjunto sea conservado y pueda estar a disposición de los demás”, añade.

El Museo de Bellas Artes ha explicado en un comunicado que la exposición estará formada por una selección de cerca de 90 obras, que abarca piezas antiguas y contemporáneas. En París la exposición se presenta bajo el título De Zurbarán a Rothko. Colección Alicia Koplowitz y recoge 53 obras adquiridas por la empresaria en las últimas tres décadas. La colección se encuentra habitualmente repartida entre el domicilio de Alicia Koplowitz en Madrid y la sede Omega Capital, su fondo de inversiones.

El comisario de la exposición en París, Pablo Melendo, encontró en la colección un reflejo fiel de la personalidad de Alicia Koplowitz. "Es una mujer serena y reflexiva, nada frívola o mundana. Su colección no está construida con el criterio frío del inversor, sino con el placer que le procura observar y descubrir el arte”, explicó Melendo, exconsejero delegado de Sotheby’s en Madrid. “No es una colección que pretenda epatar”, añade. “No le gusta la ostentación. No es casual que no tenga ningún warhol y nada de pop art". En palabras de la coleccionista, cada obra suscitó en ella "una emoción y, a veces, una pasión en grandes dosis" y  "siguen formando parte de mi vida”.

Su nómina de artistas es impresionante, algunos poco frecuentes en colecciones privadas españolas, como Pantoja de la Cruz, Zurbarán y Arellano. En la exposición de París se ha descubierto la evolución de las adquisiciones, desde los maestros españoles e italianos (Goya, Canaletto) que compondrían una colección aristocrática hasta Van Gogh, Toulouse Lautrec, Schiele, Tàpies, Lucien Freud y Louise Bourgeois. 

Más información