Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

‘El Xef’ conquista Londres

Cuatro estrena la segunda temporada de la serie documental centrada en el cocinero David Muñoz

La segunda temporada de El Xef tiene final feliz. En el barrio londinense de Mayfair, muy cerca de la calle New Bond, donde tienen representación firmas como Chanel, Dior o Louis Vuitton, el pasado 31 de octubre abrió sus puertas StreetXO, el nuevo restaurante del cocinero David Muñoz (o Dabiz Muñoz, como él prefiere), su primera aventura internacional. Tres semanas después, EL PAÍS —y otros medios españoles— visitó el local invitado por Cuatro para asistir a la grabación de la segunda temporada de El Xef, la serie documental que sigue la intensa vida del cocinero tres estrellas Michelin y que la cadena de Mediaset estrena hoy (21.30). El programa regresa avalado por el éxito de audiencia de su primera entrega, que logró una media de 1.940.000 espectadores (9,5% de cuota de pantalla), uno de los mejores estrenos de Cuatro en 2016 en términos de audiencia.

El local contrasta con otros establecimientos de este barrio londinense. "Es un sitio bastante pijo y no hay ningún restaurante que tenga un ambiente tan canalla, tan radical y tan bestia", explicaba David Muñoz. Quizá a los londinenses de Mayfair les choque encontrarse camareros ataviados con camisas de fuerza o puertas que avisan de una "escena de crimen gastronómico".

Ese sábado de noviembre, David Muñoz llegó a su restaurante poco antes del mediodía directamente del aeropuerto procedente de Madrid, donde el día anterior había terminado el servicio en DiverXO a las 2 de la madrugada. Según entró por la puerta, pasó al otro lado de la barra que separa las mesas de la cocina para ponerse al frente de su equipo. "En realidad, no tengo tiempo ni para respirar", confesaba el cocinero. No lo dice con pesar. "Me he permitido el lujo de soñar grande y sé que me va a costar sacrificarme mucho de forma quizás irracional para otra gente. Pero cuando se te mezcla el trabajo con la pasión y con el hobby, me como lo que me echen".

‘El Xef’ conquista Londres

Es el final feliz de una aventura en la que el chef ha invertido tiempo, ilusiones y unos 3,5 millones de libras (más de 4 millones de euros) solo en el local, como él mismo confiesa, y cuyos pasos previos a la inauguración se verán en esta segunda entrega del programa, un docurreality para el que un equipo muy reducido, compuesto por David F. Miralles (cámara y director de El Xef) y el sonidista Lalo Bachesterra, siguió los pasos del cocinero durante siete meses para obtener unas 160 horas de rodaje que se reducirán a cinco capítulos. En noviembre estaban tomando las últimas imágenes de recurso, porque el programa concluirá con la inauguración de este nuevo StreetXO.

"Se va a ver un David más maduro, con más capacidad para abarcar todo lo que tiene ahora entre manos, y creativamente más potente que nunca", resumía Miralles. "Nos pegamos a él, le acompañamos, y el programa se hace sobre la marcha, no hay nada preparado", añadía el director del espacio. Miralles también adelanta que en esta temporada habrá "mucha más cocina", mostrando incluso el proceso creativo de la carta del restaurante. "David quedó encantado con la primera temporada. Yo lo único que le pedí para la segunda es que era interesante profundizar más en quién es él", remataba Miralles.

‘El Xef’ conquista Londres

Pero Muñoz no cree que en esta nueva temporada el espectador vaya a ver un David diferente. "Lo único es que aparece un David más a favor de obra. Pero no me dedico a la televisión ni lo voy a hacer nunca. Una cosa es que me siga la cámara en todo lo que hago y otra cosa es dejar de hacer cosas para grabar televisión. Mis sueños no pasan por hacer grandes hitos televisivos, mis sueños pasan por hacer grandes hitos gastronómicos como este", sentenciaba el cocinero. "La norma que pusimos desde el principio es que nada del documental podría estar por delante de nuestros objetivos profesionales". "Este año nos hemos organizado un poco mejor desde nuestra parte y de la productora", añadía, dando parte del mérito de ese cambio a Cristina Pedroche, su mujer y una de las pocas partes fundamentales de su vida que no aparece en ningún momento ante las cámaras en El Xef por su contrato con Atresmedia.

Ahora que ha logrado su sueño londinense, ¿qué le queda a David Muñoz? "Me veo abriendo un StreetXO en Nueva York", sentencia. "Pero intento vivir el día a día. Hoy digo Nueva York pero igual dentro de dos meses nos hemos ido a Singapur y lo que diga hoy no vale para nada". La ambición del xef no conoce límites.

El Brexit y otros problemas

Antes de abrir en Londres, Muñoz ha tenido que pasar por complicaciones varias. "Estábamos grabando la primera temporada siguiendo las obras y cuando terminamos, yo pensaba que esto no salía hacia delante", dice el chef. "Estábamos en un momento de embudo a nivel societario, estructural y económico". En su camino se cruzó incluso el Brexit. "Me pasó como a muchos: nos acostamos pensando que el Brexit, como Trump, no iba a ocurrir y nos levantamos viendo que había ocurrido. Me pilla de sopetón y no era el mejor de los escenarios para nosotros", recuerda sobre una votación que tuvo lugar cuando les quedaban solo cuatro meses para abrir. "Tuvimos que ser algo más ingeniosos y creativos a la hora de buscar soluciones como el personal".

Más información