Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Zugaza se despide con la pólvora de Cai Guo-Qiang

Miguel Falomir, el próximo director del Prado, nombrará a un adjunto entre los profesionales del museo

Ampliar foto
El director del Museo del Prado Miguel Zugaza (c), junto al que será su sucesor Miguel Falomir (i) en su último acto público en el cargo, este lunes.

No deja de resultar paradójico que el último acto oficial protagonizado por Miguel Zugaza como director del Prado, el templo del arte clásico, haya estado protagonizado por un artista contemporáneo, Cai Guo-Qiang (Quanzhou, Fujijan, 1957) famoso por sus trabajos con dinamita y por ser el autor de los espectaculares fuegos de las olimpiadas de Pekín de 2008. La exposición que se podrá ver en octubre, ya con Miguel Falomir como director de la pinacoteca, se presentó ayer en el Salón de Reinos. Allí se firmó un convenio de colaboración entre José Pedro Pérez-Llorca, presidente del patronato y José Manuel Entrecanales, presidente ejecutivo de Acciona.

Mañana miércoles se reúne el patronato del museo para aprobar formalmente al sucesor, Miguel Falomir y el consejo de ministros del viernes aprobará el nombramiento. El mismo lunes 20 de marzo, Zugaza se incorporará al Museo de Bellas Artes de Bilbao y Falomir dará a conocer el nuevo director adjunto, “alguien del museo”, aseguró. “Hay gente preparadísima y no podemos perder un año para explicar sus funciones a alguien de fuera”, explicó a EL PAÍS al concluir el acto.

El ‘Guernica’, pactado

Cai Guo-Qiang, conocido como el artista de la pólvora ha expuesto ya dos veces en España: en el IVAM de Valencia y en el Guggenheim de Bilbao. A modo de residencia de artista, empezará a trabajar en septiembre en el espacio del Salón de Reinos. Allí creará una serie de pinturas inspiradas en la memoria de lo que fue el palacio del Buen Retiro y su relación personal con los maestros del Prado. En colaboración con un equipo de expertos valencianos en pirotecnia, creará una obra a escala monumental titulada El espíritu de la pintura de 18 metros de largo. Los cuadros, pólvora sobre lienzo, se expondrán en la sala C de la ampliación de Moneo a partir de octubre y hasta marzo de 2018.

El artista Cai Guo-Qiang, este lunes durante la presentación de su proyecto.
El artista Cai Guo-Qiang, este lunes durante la presentación de su proyecto.

Miguel Zugaza aseguró a los periodistas que se iba muy contento por poder presentar un proyecto contemporáneo en el Prado, una presencia que él ha tratado de mantener con artistas como Richard Hamilton, Miquel Barceló, Cy Twombly o Thomas Struth entre otros. En alusión al Guernica de Picasso, precisó que nunca ha querido arrebatar nada a ningún museo y que todo proyecto ha sido hablado con las partes implicadas.Zugaza, que trabajará como comisario de la exposición de Cai Guo-Qiang, contó que el proyecto surgió hace dos años, cuando el artista chino visitó en el Prado la exposición dedicada al centenario de El Greco y la pintura moderna. “Allí nos habló de un viaje iniciático realizado con su hija por los lugares esenciales de la vida de El Greco: Creta, Venecia, Toledo. Había sido un fantástico encuentro entre Oriente y Occidente y pensamos que podría crear un encuentro parecido con los artistas del Prado que tanto admira desde muy joven. El Salón de Reinos, impregnado del olor de la pólvora usada para cargar las armas, podía ser el espacio idóneo pasa usar ese mismo material para aventuras artísticas”. Zugaza concluyó afirmando que este proyecto inspira una nueva alternativa de uso para el Salón de Reinos: invitar a artistas contemporáneos para que, al igual que hacían los creadores barrocos, trabajen con sus manos durante un tiempo y después den a conocer al público el resultado de su obra.

Tras una detallada proyección de las numerosas y espectaculares intervenciones de Cai Guo-Qiang por diversos países, el artista recordó que en su cultura este es el año del Gallo, el año también de su nacimiento y que eso significa que será un tiempo de muchas dificultades. “Me enfrento a un problema de difícil solución”, reconoció. “Desde pequeño veía este museo como un campo inmenso lleno de grandes pintores. Con mi pincel y con mi pólvora conectaré a la historia para saber qué, cómo y para qué voy a trabajar”.

Pérez-Llorca: “Tengo arrestos para seguir”

José Pedro Pérez-Llorca cumplirá cinco años como presidente del patronato el próximo octubre. ¿Renovará? “Tengo arrestos para seguir otro mandato más. Por mí no va a quedar. Otra cosa es que la situación política cambie y que el presidente del Gobierno no me renueve”. En el día de la despedida de Miguel Zugaza, Pérez-Llorca lamenta que se haya hablado de diferencias y enfrentamientos que asegura que no han existido. “Es, en realidad, su penúltimo acto. El último como director ocurrirá en el momento del relevo con Miguel Falomir, un experto que llevará perfectamente las riendas del museo”.