Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Felipe Cazals, con la mirada en la historia

FilminLatino presenta cuatro de las películas del cineasta mexicano Felipe Cazals, quien presenta en la sección Classics de la Berlinale una versión restaurada de 'Canoa'

Fotograma de la película 'Kino'.

Está a punto de cumplir 80 años y su trayectoria resulta fundamental para entender el cine mexicano de las últimas cinco décadas, pues en la obra fílmica del realizador Felipe Cazals existe esa mirada crítica y un compromiso natural por revisar la historia del país, para así explicar su presente.

Felipe Cazals es un cineasta de grandes convicciones que se ha enfrentado a importantes desafíos. Lo mismo ha explorado el cine documental que las películas de aliento comercial, sumando más de 40 títulos entre largo y cortometraje, entre las que destacan obras como El apando, Las PoquianchisLos motivos de Luz.

Justo en estos días, Felipe Cazals regresa a la Berlinale, como ocurrió hace 41 años, pero ahora para presentar dentro de la sección Classics, una versión restaurada por la distribuidora estadounidense The Criterion Collection del filme Canoa, con el cual obtuvo en 1976 el Premio del Jurado (Oso de Plata) en este prestigioso festival.

La presencia de Cazals en la 67 edición de la Berlinale se suma a una delegación de más 40 representantes de la industria del cine que participan en Mexico in Focus, dentro del Mercado de Cine Europeo, el más importante del mundo que se realiza dentro de este festival, el cual por primera vez tiene como invitado a un país y la distinción fue para la cinematografía mexicana. Además de que seis películas de factura nacional se presentarán en diferentes secciones del certamen.

Canoa recrea el linchamiento en Puebla de unos estudiantes a finales de los años sesenta, un hecho histórico que fue promovido por la ignorancia, explica Felipe Cazals, quien se muestra expectante sobre cómo va a reaccionar el público, ya que considera que el espectador de hoy es mucho más exigente y más conocedor de la historia que el de los años ochenta.

En FilminLatino, plataforma de cine del mundo, se pueden revisar cuatro de los trabajos que ha realizado Felipe Cazals y que dan cuenta de sus inquietudes sobre la realidad de nuestro país y su quehacer cinematográfico.

Kino (México, 1993)

Una crónica de la vida de un hombre que vivió las contradicciones y circunstancias de su tiempo. Quería servir a Dios y al rey y terminó viviendo con pasión y riesgo la actividad científica. Lo llamaron el Padre Negro.

Bajo la metralla (México, 1983)

Un comando trata de secuestrar a un político. En el intento, mueren varios policías y un guerrillero. Por casualidad el jefe de los secuestradores encuentra a un antiguo compañero; para evitar que los delate lo secuestra. Este encuentro y otras circunstancias dan pie a que la trama explore las divergentes concepciones políticas de los personajes. En una mezcla de acción e intriga queda expuesta la realidad de una época.

El año de la peste (México, 1978)

Una terrible enfermedad es detectada en alguna ciudad de México. El doctor Brennan, ampliamente reconocido en su especialidad, diagnostica que se trata de una epidemia y da aviso a las autoridades; pero estas no oyen sus advertencias. Poco tiempo después, la epidemia es un hecho consumado. Ante la evidencia, el Gobierno decide controlar la información para evitar el pánico, organiza brigadas represivas disfrazadas de fumigadores y prolonga las vacaciones escolares. Los habitantes, por otro lado, fingen no darse cuenta y tratan de divertirse, mientras la ciudad se llena de cadáveres.

El tres de copas (México, 1986)

Al final de la intervención francesa, Pedro y Damián, conocidos como los ingleses o los güeros –quienes se criaron como hermanos-, se licencian del Ejército Juarista y comienzan una vida que los lleva por los caminos de los bajos mundos, al unirse a la banda del asaltante Cipriano.