Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La primera princesa hispana desembarca en el reino de Disney

Elena de Avalor, de pelo largo y oscuro y tez morena, es el nuevo intento por conquistar al público latinoamericano

La princesa Elena de Avalor.

La diversidad latina ha llegado al mundo de las princesas de Disney. Elena de Avalor es la primera princesa hispana del reino Disney. Morena, vivaz, valiente e igualmente diestra con la guitarra que con el sable, llega dispuesta a llenar ese vacío que existía en el mundo de los cuentos de hadas. Un mundo lleno de princesas convencionales, blancas y muchas de ellas rubias, en el que se fueron abriendo camino otras jóvenes procedentes de otras culturas como es el caso de Jasmine en Aladdin, Tiana en The Princess and the Frog, o Mulan y Pocahontas. Pero nunca hubo una princesa hispana. Hasta ahora, con el estreno de la serie Elena de Avalor en Disney Channel.

“Yo tampoco puedo explicarte el porqué de la espera. Lo que sí te puedo decir es que para mí tiene un significado muy especial. Para mí y para el público, porque su significado es histórico y social. Es el público el que lleva queriendo ver una hispana, o una mujer de otro color, en un puesto de poder. Y ahora tienen a Elena”. Así habla con EL PAÍS Aimee Carrero (Santo Domingo, 1988), la voz de Elena, este nuevo personaje animado de la factoría Disney que vive en un mundo mágico y aún así espera calar muy hondo en una cultura que nunca se veía representada en el campo de la animación.

Antes hubo otros intentos fallidos como el corto reinado de Sofia The First. La serie todavía está en antena, en su cuarta temporada. Lo que se acabó rápido fue la ilusión de que Sofía era hispana. Aunque este personaje animado fue inicialmente descrito como la primera princesa hispana, su árbol genealógico de ficción no la cualificaba como tal y la serie escasamente hacía referencia alguna a su cultura. “Se sacó todo de madre. El bagaje cultural de Sofía nunca fue parte de la serie”, explica a este medio el creador tanto de Sofía the First como de Elena de Avalor, Craig Gerber. “Pero lo bueno es que Sofía nos demostró la gran demanda que existía de una princesa hispana. Elena de Avalor es el fruto de una buena idea en el momento adecuado”, resume.

Por supuesto el reino de Avalor solo existe en la ficción, creado en animación por ordenador y lleno de criaturas mágicas en un lugar no determinado de un mundo de cuentos de hadas. Pero Gerber quiere que la princesa se sienta real, una joven capaz de haber salvado a su reino de una bruja mala pero que tiene que aprender a reinar. “Alguien en quien me puedo ver. Ella es una primeriza en esto de ser princesa y para mí esta es la primera vez que hago un trabajo así”, admite Carrero emocionada. Esta actriz nació en la República Dominicana, pero fue criada en Miami.

Imagen del reino de la nueva princesa Disney.
Imagen del reino de la nueva princesa Disney.

Tradiciones mayas y mapuche

“En mi opinión lo más importante es el equilibrio entre el mundo mágico que hemos creado y todos esos elementos sacados de leyendas, del folclore, de la cultura hispana que hemos incorporado”, resume Gerber. El día de los muertos mexicano, las parrandas navideñas puertorriqueñas, los míticos piuchén de la cultura mapuche o los guías espirituales en forma animal en los que creían los mayas son algunas de las herencias hispanas que revestidas de fantasía pueblan el mundo de Elena.

Un universo dispuesto a invadir la realidad en la que vivimos, ya que Elena de Avalor comenzará su andadura el próximo 22 de julio en EE UU no solo en televisión, sino en todas las plataformas disponibles. Además, esta princesa estará en los parques con el sello Disney, se difundirá la música que ha compuesto la cantante y ganadora del Grammy Latino Gaby Moreno, y se crearán todo tipo de juguetes y productos relacionados con la serie. “Ya tengo mi propia muñeca, una que canta, y cuando oí mi voz salir de este juguete vi cómo a mi novio se le saltaban las lágrimas de emoción. Es un momento de victoria para todos”, admite la actriz con los ojos bañados de lágrimas.

Con 22 episodios de media hora preparados para su emisión en 163 países y en 33 idiomas, además de un especial de televisión programado para este otoño, lo único que a Elena de Avalor le queda por conquistar es la gran pantalla. ¿O es que las princesas latinas no se merecen el mismo tratamiento que el resto de la realeza Disney? “La diversidad está llegando a todas las áreas”, confirmó Gerber. “Pero en la actualidad son más los que hablan de lo que han visto el día anterior en la tele que en el cine. Y el mejor agente para provocar el cambio es invitar todos los días a Elena a tu casa durante horas y horas de aventuras. Estoy seguro de que Elena de Avalor va a tener un gran impacto en el mundo”, vaticina.

Más información