Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Premios Cadena Dial, pop y energía en Tenerife

La emisora entrega sus galardones en una gala con artistas de varias generaciones

Ganadores de la gala Dial

No hubo sorpresas en la noche de la música en español. Los ganadores de la XX edición de los premios Cadena Dial se anunciaron hace días. Un año más, sin embargo, Santa Cruz de Tenerife se contagió de la energía de los cientos de asistentes a la ceremonia de los galardones que reparte la emisora musical, celebrados esta noche.

La fiesta comenzó horas antes de la gala, dentro del Recinto Ferial de Tenerife, y también en sus alrededores, gracias al actor y cantante Adrián Rodríguez. Interpretando algunos de los éxitos del pop de los últimos años, el artista amenizó la espera de las decenas de fans que se concentraban a las puertas para curiosear el variado grupo de caras conocidas que desfilaron por la alfombra verde (el color de Cadena Dial).

Pasión, sentimiento, raza, y rock fueron los ingredientes que mezcló en el escenario Antonio Orozco

Ninguna generación quedó excluida. Artistas consagrados como Malú, Sergio Dalma, Estopa, Manuel Carrasco, Laura Pausini, Diego Torres y Antonio Orozco compartieron protagonismo con nombres emergentes del panorama musical. Efecto Pasillo, Antonio José, Carlos Rivera, Jesse & Joy y Pablo López completan la lista de los premiados de la noche.

Cali y El Dandee abrieron las actuaciones a ritmo de reggaeton. Una gala dinámica con Jaime Cantizano y Carmen Ramírez como presentadores, tarea en la que tuvieron ayuda. Como Rozalén, maestra de ceremonia de los Estopa. Con ella se marcaron un trío musical de tintes rumberos. José y David destacaron "cómo la emisora y su música hacen que el español suba enteros en el mundo".

"No hace canciones, hace himnos", introdujo Javier Pereira a Diego Torres. El artista argentino lo demostró con un tema pop muy positivo, Lo mejor está por llegar, un título premonitorio: el mensaje buenrrollista caló y no abandonó la celebración.

Pasión, sentimiento, raza, y rock fueron los ingredientes que mezcló en el escenario otro premiado veterano, Antonio Orozco. Su colega de profesión, Sergio Dalma, confesó que recibir reconocimientos aún le sigue imponiendo. A pesar de sus 16 discos y los otros ocho galardones en los Premios Dial que ha conseguido en toda su carrera.

No menos aclamados fueron los que empiezan. Jesse & Joy agradecieron el cariño que reciben en España, donde están dando sus primeros pasos. Alejandro Sanz los acompañó virtualmente en la actuación de uno de los pegadizos hits de los dos hermanos mexicanos, No soy una de esas. Otro compatriota siguió sus pasos, Carlos Rivera, que recibió de Chenoa su galardón.

Efecto Pasillo jugaba en casa y la ovación subió de decibelios con su bailable Qué suerte tenerte. Maverick no recogió premio, pero celebró su cumpleaños y acompañó a Laura Pausini. La artista italiana puso, literalmente, al público en pie con una melodiosa canción.

Faltaron los actores de La que se avecina, que desde Madrid agradecieron el premio de las Artes y la Cultura 2016 concedido a la serie. Una ausencia lamentada, en la recta final de la gala, que siguió con otro de los premiados más románticos. Antonio José, participó representando a España en Eurojunior, continúa con su carrera muchos años después.

Pocos artistas se olvidaron de su familia en los discursos de agradecimiento, pero Pablo López transmitió a su madre el más original. "El piano que me compraste en El Corte Inglés tuvo su recompensa". Puso a cantar al recinto ferial y pronunció una apasionada declaración a la música. "Dependemos de las canciones, somos canciones. Y ellas son las que nos traen hasta aquí".

Malú se encargó casi del broche final. "Un año más y un premio más y ya van once". A "no perder la fe y seguir intentando" animó Manuel Carrasco, el último artista en cantar. Tras más de dos horas de música, confetis y foto de familia, Jaime Cantizano pidió un último deseo. "Nos seguimos oyendo en la radio".