Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Aciertos y omisiones de un tal Oscar

Fliminlatino nos recomienda siete películas para ver en línea que la Academia de EE UU ignoró y tenían grandes méritos

Con la fiebre por la entrega número 88 del Oscar, y sobre todo por la gran expectativa que hay porque El renacido, de Alejandro González Iñárritu se imponga en esta ceremonia, vale la pena hacer memoria de aquellas cintas mexicanas y extranjeras que la Academia de Estados Unidos ignoró y que tenían grandes méritos para estar nominadas en la categoría de mejor película extranjera y el algunos casos con un gran potencial para ganar.

Es claro que en una competencia uno gana y otros pierden, pero a veces los criterios de selección y de premiación suelen ser cuestionables porque no satisfacen del todo el gusto del cinéfilo. Por ello aquí presentamos algunas de las cintas que la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC) envío para aspirar a su nominación, en algunos casos lo consiguieron, pero en otros casos pasaron desapercibidas.

También hablamos de otras grandes producciones que lograron alzarse con la codiciada estatuilla y que gracias a ello tuvieron una mayor difusión en todo el mundo. Se tratan de títulos que se pueden revisar en FilminLatino, plataforma digital dedicada a promover lo mejor del cine del mundo.

Amor, Michael Haneke (2012)

Un mirada conmovedora e implacable sobre el amor en la tercera edad. Georges y Anne, dos ancianos de ochenta años, son profesores de música clásica jubilados que viven en París. Un día, Anne sufre un infarto que le paraliza un costado, el afecto que ha unido a la pareja durante tantos años se pondrá a prueba. La pregunta es obligada ¿qué somos capaces de hacer por el amor de tu vida? Un merecido Oscar al director alemán, criado en Austria, que con sutileza logró una película memorable.

La gran belleza, Paolo Sorrentino (2013)

Un celebración a la vida y a los recuerdos, es lo que ofrece este filme que puso de nueva cuenta al cine italiano en reflector del Oscar al ganar la categoría de mejor película extranjera. La historia narra la vida un escritor de 65 años quien, un poco cansado, decide recolectar ciertos momentos de su apasionada vida para dar paso a un sinfín de personajes entrañables durante un verano en Roma, donde todo puedo suceder, la reflexión, la crítica y la fiesta interminable.

Amores perros, de Alejandro González Iñárritu (2000)

Con este su primer filme, Iñárritu, logró su nominación al Oscar, y aunque fue una de las películas más reconocidas ese año no logró el consenso de la Academia estadounidense. Lo cierto es que a la distancia es un filme contundente que tiene como punto de partida un accidente automovilístico para trazar el eje de tres historias que revelan lo salvaje de la naturaleza humana.

Pina, de Wim Wenders (2013)

El experimentado cineasta alemán Win Wenders decide hacer un homenaje a la coreógrafa Pina Bausch y su compañía de danza. El resultado es una travesía visual, dotada de una gran sensualidad. Se trata de un documental grabado en 3D, que evolucionó la relación entre el cine y la danza. El filme está rodado íntegramente en escenarios urbanos y naturales de Wuppertal, ciudad alemana en la que Pina Bausch residió durante 35 años y donde estableció su compañía. Varios reconocimientos obtuvo este filme entre ellos el premio al mejor documental Europeo y en el Oscar sólo alcanzó su nominación.

Luz silenciosa, de Carlos Reygadas (2007)

Drama poético sobre la infidelidad en una comunidad de menonitas, establecida en el norte de México. Sus habitantes tienen un sistema de educación cerrado, basado en sus propios valores y son reticentes al uso de los medios de comunicación. El filme narra la vida de Johan, un padre de familia, quien se enamora de otra mujer, comenzando una historia de amor ilícita, que contradice la ley de Dios y la del hombre. Esta película le valió el Premio del Jurado en el Festival de Cannes, así como más de 20 distinciones en otros certámenes del mundo. La AMACC la envió para su consideración al Oscar, sin buenos resultados.

Heli, de Amat Escalante (2013)

El Festival de Cannes le otorgó a Amat Escalante la Palma al mejor director por su desempeñó enHeli, con la que cosechó una docena más de distinciones. Lo cierto es que este relato sobre los daños colaterales del crimen organizado se traduce en un poderoso filme que cuenta la vida de Estela, una niña de 12 años, quien se enamora perdidamente de un joven cadete que se quiere escapar con ella y casarse. Al intentar cumplir este sueño, su familia tendrá que vivir las consecuencias del espiral de una violencia descarnada que azota la región. Este filme representó a México en la carrera por el Oscar sin lograr su nominación.

Perfume de violentas, de Maryse Sistach (2000)

En los festivales de Lima, La Habana, Chile, entre otros este drama sobre la adolescencia violentada obtuvo varios reconocimientos, sobre todo por su eficaz y sensible mirada a la vida de dos amigas de secundaria, Yéssica y Miriam, quienes viven en una zona marginal de la Ciudad de México. Sus vidas se trastocan cuando Yessica es víctima de abuso sexual. La indiferencia y el egoísmo de los adultos harán que estas jóvenes se separen y todo desemboque en una gran tragedia. La película fue la representante nacional en los premios Goya (en España) y en el Oscar ese año, sin lograr el respaldo de la Academia de Estados Unidos.

Más información