Selecciona Edición
Iniciar sesión

Influencia anime para vestir el espacio de EL PAÍS en Arco

La joven diseñadora Pepa Salazar se encarga de vestir a las azafatas del espacio del diario

"Es una gran oportunidad vestir el stand de EL PAÍS. Además, entrar así en una feria como Arco, que siempre he admirado, es una gran alegría”, confiesa la diseñadora Pepa Salazar (Valencia, 1990), encargada este año de vestir a las azafatas que acompañarán a la exposición de Cristina Iglesias en el espacio del periódico en la feria.

“Me interesa la atemporalidad. Las prendas interesantes, capaces de evocar preguntas”, confiesa sobre su estilo, conceptual sin renunciar a lo femenino. “Me interesan más las técnicas que las tendencias, que son pasajeras, caducas. Procuro enfocar mi trabajo a otro tipo de discursos”. Para este trabajo, con influencias del anime, ha colaborado con Marina Xu, artista digital española afincada en Japón.

La historia de Pepa Salazar mezcla precocidad y éxito. “A los 17 llegué a Madrid, a estudiar moda en Instituto Europeo di Design (IED), y luego entré a trabajar en unas prácticas para Loewe". Allí pasa seis meses en el departamento de mujer ready-to-wear y colabora en el desarrollo de la colección otoño-invierno 2012 para la semana de la moda en París. Tras esto amplía sus conocimientos en la Escuela Nacional de Sastres y en el taller de Isabel Sánchez.

Su primera colección es seleccionada para el Ego 2013, obteniendo el Mercedes-Benz Fashion Talent, que le brinda la oportunidad de presentar su colección en la Fashion Week en México. Con su segunda colección obtiene por segunda vez premio, gracias al cual exhibirá esa misma colección en la Mercedes-Benz Fashion Days Zurich. En junio de 2014 es galardonada por su proyecto Hyperdry con el Samsung Innovation Project, que presenta en la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid.

“Me gustan las mujeres con personalidad", confiesa. En cuanto a quienes visten sus creaciones, lo tiene claro: "Me interesa el carácter más allá del físico. El fracaso es cuando una prenda te supera; tienes que creerte lo que vistes, y para eso a veces hace falta mucha personalidad".