Eddie Redmayne y Julianne Moore pasan del Oscar al Razzie

'Cincuenta sombras de Grey', 'Pixels', 'Superpoli en Las Vegas' y 'El destino de Júpiter' acaparan seis nominaciones a lo peor del cine

De lo mejor a lo peor. Si hay que creer en los premios esa ha sido la trayectoria de Eddie Redmayne y Julianne Moore en menos de un año. Ambos ganaron el Oscar hace 11 meses por la calidad de su interpretación. Pero ahora, según los Razzie, los dos actores se encuentran en la lista de lo peor del año. También conocidos como los premios pedorreta, los galardones hacen burla de una temporada en la que la industria se dedica a darse palmaditas en la espalda por lo bien que lo han hecho. Los Razzie prefieren subrayar con pedorretas lo peor de la cosecha. Y entre lo peor está el trabajo de Redmayne en la película El destino de Júpiter, trabajo de los idolatrados hermanos Wachowski que en total defiende seis candidaturas en estos deshonrosos premios. Da igual que Redmayne obtuviera el Oscar por La teoría del todo o que aspire con toda posibilidad al mismo galardón con La chica danesa. En opinión de los organizadores de los Razzie lo que hizo en El destino de Júpiter no tiene nombre y si lo tiene es tan feo que es mejor dedicarle una "pedorreta". Lo mismo ocurre con Moore. Su maravilloso trabajo en Siempre Alice, que le valió el Oscar como mejor actriz, dejó paso a su trabajo en El séptimo hijo, que ahora le vale su nominación al Razzie.

En total las películas más vilipendiadas este año por los Razzie, cuya gala se celebrará un día antes que la de los Oscar, son Cincuenta sombras de Grey, Pixels, Superpoli en Las Vegas y El destino de Júpiter, que empatan a seis candidaturas en esta 36 edición de los premios. Todas ellas defienden el dudoso honor de ser consideradas las peores películas del año, una candidatura a la que se suma la nueva versión de Los cuatro fantásticos, franquicia que Josh Trank no supo revivir.

Johnny Depp con Mortdecai; Jamie Dornan y Cincuenta sombras de Grey; Kevin James en Superpoli en Las Vegas; Channing Tatum con El destino de Júpiter y el siempre favorito en estos premios, Adam Sandler por todo lo que hace, este año Con la magia en los zapatos y Pixels completan la categoría de los peores actores. En el caso de la actrices el listado lo forman Katherine Heigl y Home Sweet Hell; Dakota Johnson con Cincuenta sombras de Grey; Mila Kunis en El destino de Júpiter; Jennifer López y Obsesión, y Gwyneth Paltrow en Mortdecai. Tanto Moore como Redmayne forman parte de los peores actores secundarios del año.

El listado de los Razzies ofrece en esta edición una novedad creando una categoría para aquellos que se han redimido en sus carreras superando ese bache que les llevó al grupo de los peores. Entre ellos están Elizabeth Banks, ganadora del Razzie pero que en opinión de los organizadores este año ha realizado varios trabajos de calidad. El realizador M. Night Shyamalan, otra figura constante en los Razzie, también alcanza esta edición su redención con La visita. La organización que incluye tanto a miembros del público como de la crítica redimió a Will Smith de los "pecados" cometidos con After Earth gracias a su trabajo en Concussion. Y el gran campeón de los Razzie, Sylvester Stallone, salió este año del agujero gracias a su vuelta como Rocky Balboa en Creed, papel que le acaba de valer el Globo de Oro al mejor actor de reparto así como una ovación que puso en pie a todos los asistentes a la gala y que fácilmente podría traducirse en una candidatura al Oscar.

Más información