Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Homenaje a El Bosco

La mayor exposición dedicada al holandés se verá en el Prado

Si hubiera que buscar un protagonista para el año que empieza, nadie dudaría en señalar a El Bosco. La conmemoración internacional del 500 aniversario de la muerte de Hieronymus van Acken Bosch, El Bosco (1450/60-1516) arrancará el 13 de febrero en el Noordbrabants Museum de Bolduque, la ciudad holandesa en la que nació. Contará con una veintena de paneles y trípticos y 19 dibujos. En España, el homenaje empezará con una pequeña muestra en la Iglesia Vieja del Monasterio del Escorial, también en febrero, en la que se mostrará El carro del heno restaurado. Pero la gran exposición, la más importante dedicada nunca al artista, se celebrará en el Prado entre el 30 de mayo y el 11 de septiembre con 65 obras jamás reunidas. Junto a las piezas del museo, habrá obras prestadas por el Albertina y el Kunsthistorisches de Viena, la National Gallery de Washington, el Metropolitan de Nueva York o el Louvre de París.

Otra de las grandes exposiciones del año se abrirá el 9 de febrero en el Thyssen. Bajo el título de Realistas, se mostrará la obra de los pintores y escultores, cuyas conexiones artísticas y familiares surgieron en la década de los cincuenta en la ciudad de Madrid. Se expondrán 75 obras de autores como Amalia Avia, Francisco López, Julio López, María Moreno, Esperanza Parada, Isabel Quintanilla y Antonio López.

A finales de año,el 18 de octubre, también en el Thyssen se anuncia una exposición de gran tirón popular: Renoir y la intimidad; un recorrido por más de 70 obras del artista francés que permitirá descubrir cómo el artista se servía de las sugerencias táctiles de volumen, materia o texturas como vehículo para plasmar la intimidad en sus diversas formas –social, amistosa, familiar o erótica–, y cómo ese imaginario vincula obra y espectador con la sensualidad de la pincelada y la superficie pictórica. Esta exposición se podrá ver en el Museo de Bellas Artes de Bilbao a comienzos de 2017.

El Reina Sofía arranca el 15 de marzo con el artista mexicano Ulises Carrión con una retrospectiva de más de 350 piezas, que incluyen libros, arte postal, imágenes, videos, performance. Seguirá a finales de marzo con el artista suizo Remy Zaugg y ya en abril se podrá ver la muestra que constituye el plato fuerte de la temporada: una antológica dedicada al cubano Wilfredo Lam ; un artista que aunó estilos y vanguardias, desde el modernismo europeo, el surrealismo, con símbolos africanos y caribeños. Nacido en Cuba con raíces españolas, la obra de Lam aborda temas como las cuestiones raciales, el mestizaje cultural y social y su compromiso con la libertad. La exposición cuenta con 250 obras, cuadros, cartas, fotografías, libros, revistas, etc, que tratan de componer el mundo de Lam.

El Guggenheim de Bilbao abre su temporada el 26 de febrero con Andy Warhol y su monumental obra Sombras realizada en 1978, cuando contaba 50 años. Producida en la Factory, la pieza consta de 102 lienzos serigrafiados con los que trató de explorar el mundo de la abstracción. En marzo, llegará al museo vasco Louise Bourgeois con Estructuras de existencia: las celdas, una reflexión sobre la arquitectura, el arte y la memoria. A partir del mes de abril, se podrá visitar Panoramas de la ciudad. La Escuela de París 1900-1945. Una muestra que reunirá a artistas como Picasso, Braque, Kandinsky o Delaunay, que captaron las transformaciones de la vida urbana a principios del siglo XX. En septiembre llegará una gran retrospectiva dedicada a Francis Bacon

La Fundación Juan March arranca temporada el 26 de febrero con Lo nunca visto: pintura y fotografía en Europa (1945-1965). Es una ambiciosa exposición en la que se muestra el informalismo europeo junto a la imagen fotográfica como vía para un conocimiento más profundo de la realidad, de la pintura y de la propia fotografía.

El IVAM ofrecerá en febrero una exposición con el mar Mediterráneo como protagonista. Titulada Entre el mito y el espanto. El Mediterráneo como conflicto, ofrecerá las visiones de una treintena de artistas de los siglos XX y XXI de diferentes países mediterráneos, y que analizará el drama de la inmigración, la desigualdad y el racismo en esta zona de permanente conflicto. Sorolla, Picasso o Muñoz Degraín se medirán con Yto Barrada, Bouchra Khalili o Ursula Biermann.

Fuera de España, Londres arranca en a Royal Academy con De Monet a Matisse, el 30 de enero con 120 obras. Tomando a Monet como punto de partida, la exposición abarcará desde los comienzos de la década de 1860 hasta los años 20 -una época de gran cambio social y formidables innovaciones en el campo de las artes- y en ella podrán verse obras de artistas impresionistas, postimpresionistas y vanguardistas de principios del siglo XX. La Tate Modern dedicará su gran exposición de verano a Georgia O’Keeffe (6 de julio hasta el 30 de octubre) y en la National Gallery, a finales de febrero llegará Eugène Delacroix y su influencia en el arte moderno. La British Library comenzará la temporada celebrando el 400 aniversario de la muerte de Cervantes con una gran exposición sobre la representación gráfica de El Quijote a lo largo de los siglos. Muestra joyas de su patrimonio, incluidas la primera edición en castellano publicada en Gran Bretaña en 1738 y dos ediciones ilustradas por Dalí. En Nueva York, el Guggenheim, anuncia la primera retrospectiva centrada en László Moholy-Nagy. El MoMA dedica una exposición a una de las estrellas de su colección: Jackson Pollock.