Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
ECCEHOMO BORJA

La ópera del eccehomo de Borja se estrenará en primavera en EE UU

La historia de la restauración ya tiene libreto y músicas

"Cecilia es una heroína", afirma su creador, que quiere llevar la obra a España

El fresco del Eccehomo de Borja (Zaragoza).
El fresco del Eccehomo de Borja (Zaragoza).

Behold the Man, la ópera sobre Cecilia Giménez y su particular restauración del eccehomo de Borja que dio la vuelta al mundo en 2012 está acabada. Su creador, Andrew Flack, un ex publicista que se enamoró de la historia comenzó este proyecto hace dos años y el pasado 18 de julio hizo la primera lectura dramatizada de la obra en una capilla de Boulder, Colorado, dirigida por Amanda Berg Wilson. “La reacción de la audiencia fue muy buena”, contesta Flack por correo electrónico desde Denver. “La música [de Paul Fowler] es preciosa y la historia es a la vez divertida y emotiva. Está llena de corazón, ya que el personaje de Cecilia es una solícita mujer de fe que se encontró a sí misma en medio de una controversia. Pero para nosotros es una heroína, porque siguió su corazón”.

Flack viajó por primera vez a Borja (Zaragoza) en 2013 para ver la obra de Giménez y conocer a la artista. “Desde entonces seguimos manteniendo un contacto cercano con ella y su familia”, cuenta. “Su sobrina, Marisa Ibáñez, y yo nos escribimos al menos una vez por semana”.

La idea desde el inicio era llevar Behold the Man a Borja, y Flack asegura que están más cerca de cumplirla. “Esperamos estrenarla allí el año que viene. Aunque aún no tenemos fecha fijada. Mis socios y yo viajaremos a Borja de nuevo en noviembre para reunirnos con patrocinadores y autoridades”, explica.

Behold the Man cuenta la historia de Cecilia Giménez en clave cómica, de cómo con su bienintencionada restauración del eccehomo pintado por Elías Martínez en 1930 acabó en los periódicos de todo el mundo. Borja pasó de ser un tranquilo pueblo de Zaragoza a un lugar de atracción turística internacional. “¿Quién dice qué es mejor o peor? ¿Si algo es una bendición o una maldición? El milagro de una persona podría ser el desastre de otra”, dice Flack, al que siempre le fascinó la historia como un acto de fe de Giménez.

Ahora que el libreto y la música están acabados, van a empezar también a recaudar fondos y buscar patrocinadores para llevar la ópera por todos los escenarios que puedan. Para el estreno en Borja, la traducirán al español. “Trabajaremos con cantantes, músicos y técnicos españoles. Será una producción española. Pero también tendremos una versión en inglés”. Porque la de Giménez, dice Flack, es una historia universal.

Más información