Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

La taquilla de los conciertos sube por primera vez en cuatro años

La recaudación de los conciertos creció un 9,76% en 2014

El 'VI Anuario de la Música en Vivo' atribuye el aumento a One Direction y Rolling Stones

Mick Jagger (centro), en un momento del concierto de los Rolling Stones en Madrid en junio de 2014.

La facturación neta de la música en vivo en España a lo largo de 2014 fue un 9,76% mayor que la registrada en 2013 y supone el primer dato positivo para el sector en cuatro años, si bien los promotores han "celebrado" con cauto optimismo este registro.

"Se explica por el hecho de que en 2013 se tocó fondo, por el impacto que han tenido giras de estadios como las de One Direction o Rolling Stones, que no se dieron durante el primer año con el IVA al 21% y por la mínima recuperación del consumo que está experimentando el país", ha argumentado en nota de prensa Pascual Egea, presidente de la Asociación de Promotores Musicales (APM).

El incremento de la facturación neta es el dato más sobresaliente de los que se incluyen en el VI Anuario de la Música en Vivo, que hoy ha sido remitido a la prensa, con la esperanza de que 2015 sea "un año para volver a la normalidad". "Esperamos que podamos dejar atrás el ivazo y volver a una situación de normalidad que permita relanza la industria después de unos años en caída", señala Egea en el mismo comunicado.

Esta petición llega solo unos días después de que la APM, en alianza con otros actores destacados del sector, convocaran en rueda de prensa un Día sin música para el 20 de mayo. Entonces alertaron de que la industria de los conciertos está "a la deriva" y "a punto de desaparecer" por lo que consideran un "abuso fiscal injustificado" al tributar al tipo máximo del IVA. En su lugar, reclaman que se les aplique un 4 por ciento, como a los libros.

Según los datos recogidos en el anuario, entre las locomotoras de la música en vivo de 2014 destacó el caso de Malú, que reunió a 450.000 espectadores en 60 conciertos, cuatro de ellos en el antiguo Palacio de Deportes de Madrid (Barclayscard Center) lleno a rebosar. La siguen Extremoduro (306.800 espectadores en 39 conciertos) y David Bisbal (191.800 espectadores en 28 conciertos), Melendi (136.500 en 37 conciertos) y Fito y Fitipaldis (110.000 en 15 conciertos).

One Direction se alzó como la referencia internacional de mayor calado en el último año, con 127.000 espectadores en 3 conciertos, seguidos por Rolling Stones (54.000 espectadores en su único concierto en el estadio Santiago Bernabéu de Madrid), Depeche Mode (47.000 espectadores en 3 conciertos) y Alejandro Fernández (45.000 espectadores en 8 conciertos).

Asimismo, los festivales volvieron a arrojar algunos de los mejores datos para el sector de la música en vivo. El Arenal Sound (250.000 espectadores en 6 jornadas) compartió esta vez su corona con el Rototom Sunsplash de Benicàssim (Castellón), aunque la cita levantina reunió ese número de personas en 2 jornadas más.

Por detrás se situaron el Viñarrock (200.000 asistentes), el Primavera Sound de Barcelona (190.000) y, empatados con 120.000 personas, el Festival Internacional de Benicàssim (FIB) y el BBK Live! de Bilbao (120.000), que ha sido recientemente distinguido con el I Premio Fest al mejor festival de gran formato, que concede la APM.

Más información