Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gregorio Morán: "El problema de la censura ahora es un asunto económico, no político"

El periodista presenta su libro 'El cura y los mandarines', vetado por Planeta, donde analiza la cultura y la política española entre 1962 y 1996

El periodista Gregorio Morán, en una foto de archivo. efe

El periodista Gregorio Morán (Oviedo, 1947) ha presentado esta mañana en Madrid El cura y los mandarines, donde repasa con visión crítica a los protagonistas de la cultura y la política en España entre 1962 y 1996. La obra, publicada por Akal, llega acompañada de una gran controversia, ya que inicialmente fue un proyecto que Morán preparó para la editorial Crítica, del grupo Planeta. La inclusión de un capítulo sobre la Real Academia Española (RAE), donde enjuicia con dureza al anterior director Víctor García de la Concha, algunos de sus integrantes y las normas de la casa, provocó el desencuentro entra la editorial y el autor. "Ya había corregido las segundas pruebas y tengo la portada. La cuestión es que salía el libro en la misma fecha que el Diccionario de la RAE [publicado por Espasa, un sello de Planeta]. El problema de la censura ahora no es un asunto político, es un asunto económico", ha señalado durante un desayuno de prensa en el café Comercial.

Cuando saltó la polémica, la editorial indicó que el libro tenía pasajes que podrían dar lugar a querellas, aunque el autor aseguró que la razón del veto estribó en las 11 páginas dedicadas a Víctor García de la Concha. En la trayectoria de Morán hay otros títulos que se enfrentaron a trabas editoriales y silencios mediáticos, aunque el autor asegura que ningún caso puede equipararse a este. "De este descaro no he tenido, yo estoy convencido de que Planeta no volverá a cometer esta torpeza", explicó. El periodista acumula una larga serie de libros valiosos para retratar la historia contemporánea de España, como Adolfo Suárez: historia de una ambición (1979), Miseria y grandeza del Partido Comunista de España 1939-1985 (1986), El precio de la transición (1991), El maestro en el erial (1998) o Los españoles que dejaron de serlo (2003).

El ensayo presentado esta mañana recorre a través de 800 páginas la evolución de la cultura y sus lazos con la política durante las últimas cuatro décadas del siglo XX. Morán comenzó a trabajar en el libro en 2003 con el afán de responder a una cuestión que detalla en el prólogo: "¿Qué fue sucediendo para que las figuras críticas de nuestra cultura de los años sesenta -el cura Jesús Aguirre, por ejemplo, entre más de un centenar que pudieran citarse– se fueran haciendo cada vez más conservadoras, hasta convertirse en institucionales?".

Jesús Aguirre, a la postre duque de Alba consorte, es la figura que actúa de hilo conductor del texto. "El cura Aguirre era un personaje del que todo el mundo hablaba mal. El círculo de su trayectoria es alucinante: está en las huelgas mineras del 62, en el contubernio de Munich, oficia la única misa por Grimau tras ser ejecutado, él estaba en todo... pasa de la defensa de la lucha armada a ser duque de Alba. Me fascinaba por qué había esa animosidad hacia Jesús Aguirre, que sufría el desdén de su propio grupo. No le consideraban un igual y, sin embargo, yo le veo como el más representativo", expuso Morán en la conferencia de prensa."¿Qué pasó con todos aquellos intelectuales que en los sesenta fueron progres, en los setenta moderados, en los ochenta conservadores y en los noventa carcas", agregó.

Morán decidió concluir su repaso en 1996, cuando el triunfo electoral del Partido Popular supone un fin de ciclo político, que había estado dominado por los socialistas. "La llegada del PSOE, en una sociedad no muy habituado a la crítica, fue un cáncer cultural", afirmó el periodista, que recordó una cita de Rafael Sánchez Ferlosio: "En la cultura el PSOE nos compró a todos".

Más información