Selecciona Edición
Iniciar sesión

El tesoro de ‘La Mercedes’ será enviado al Museo ARQUA de Cartagena

Las 574.553 monedas serán conservadas en el centro, como anuncia Bellas Artes

Más de 30 instituciones españolas pedían el botín

Ver fotogalería
Una de las monedas del tesoro de 'La Mercedes', presentado hoy en Madrid. EL PAÍS

En la mesa una polea, varias monedas de plata de ocho y dos reales –algunas sueltas, otras fundidas en un bloque o concreción- y dos tabaqueras de oro. Dignos representantes del tesoro de la fragata Nuestra Señora de la Mercedes, la que se hundió el 5 de octubre de 1804, con un cargamento que la compañía estadounidense Odyssey Marine Exploration sacó del fondo del mar, enfrente de la costa del Algarve en mayo de 2007, y que el Estado español recuperó tras su reclamación en un tribunal de Tampa (Florida). Las 14,5 toneladas de la carga llegaron a Torrejón de Ardoz el pasado 25 de febrero en dos aviones Hércules. Y que podrán verse –ese era el motivo de paseíllo de las monedas esta mañana en la Secretaría de Estado de Cultura- en el Museo Nacional de Arqueología Subacuática de Cartagena a partir de… No se sabe bien. Esta mañana el director general de Bellas Artes y Bienes Culturales y de Archivos y Bibliotecas, Jesús Prieto, ha anunciado el destino final del tesoro de La Mercedes: “No se dividirá, porque consideramos el cargamento de la fragata como un bien cultural, luego no podemos repartirlo”. Pero, atento a lo que Prieto considera su “polifonía histórica”, parte de la colección podrá verse en una (o varias, dependiendo de las peticiones) exposiciones itinerantes que girarán por las instituciones de las Comunidades Autónomas que así lo pidan.

A estas alturas, casi todo el cargamento recuperado de La Mercedes está en las cámaras acorazadas de los sótanos de la Secretaría de Estado de Cultura, en la madrileña Plaza del Rey. Allí están 212 monedas de oro (de ocho escudos), 309.184 de plata (con valores acuñados de 8, 4, 2, y 1 reales) y otras 265.157 de plata fusionadas en bloques –según Enrique Varela, el subdirector general de Museos Estatales, es una estimación-. Como las 574.553 piezas están sumergidas en líquido conservante, el peso total del material es de 19 toneladas. Y la carga será trasladada “antes de fin de año” a Cartagena, junto con lo recuperado en Gibraltar, donde Odyssey había escondido botoneras, gemelos, hebillas de cinturones, tenedores y tabaqueras que el Estado español recuperó el pasado 6 de junio. En el Museo Arqueológico Nacional están además las 5.138 monedas que Odyssey ya había recuperado. Aquí Prieto lanzó su carga de profundidad: “Estaban ya metidas en blisters [pequeños envases de plástico] porque querían llegar a puerto con la mercancía preparada para vender”.

¿Cuánto vale el tesoro? Elisa de Cabo, subdirectora general de Protección de Patrimonio Histórico, asegura que “al Ministerio no le interesa el valor económico”. Prieto puntualiza: “Al estar declarada la carga como bien de interés cultural ya no vale euros, sino Cultura”. Las monedas son ahora inalienables (no podrán ser objeto de comercio privado) e imprescriptibles (sobre ellas ya no pueden recaer derechos privados ni reclamaciones de herederos), bajo el manto de una protección jurídica que Prieto enlaza con el cumplimiento de la Convención sobre la Protección de Patrimonio Subacuático de la UNESCO de 2001 (España la firmó en 2005 aunque no entró en vigor hasta 2009). “No existen precedentes de una restauración de un bien de este tamaño”, aseguró el director general, para explicar que si con técnicas convencionales se hubiera catalogado todo el material en 20 años, en esta ocasión “con técnicas pioneras se realizará en 18 meses”.

¿Cuándo podrán verse las monedas y dónde? “Creemos en el segundo semestre de 2013”, dijeron los representantes del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, pero se reservaron el sitio: aún no está decidido si en el ARQUA (su director, Xavier Nieto, presente en la sala, confesó sus "ganas de que así sea, pero depende del Ministerio”) o en esa muestra itinerante. El lunes, en el encuentro sectorial sobre cultura de las Comunidades autónomas, se recibirán oficialmente las peticiones de quienes quieran albergar esa exposición o exposiciones (si hay muchas peticiones) itinerantes.

En cuanto al apartado judicial, el Estado español  ha reclamado en el tribunal de Tampa (Florida), que devolvió el tesoro a España,  que el pago de las costas del juicio recaiga en Odyssey. El mismo tribunal, por no tener jurisdicción, ha desestimado la reclamación de parte del hallazgo por los descendientes procedente de Perú. Los representantes del Ministerio tampoco quisieron dar su opinión sobre el anteproyecto de ley que se prepara en Colombia y que daría el visto bueno a la venta privada de tesoros históricos: “Es un primer paso, y a esto deberá responder el Ministerio de Asuntos Exteriores, aunque está en contra desde luego de la Convención de la UNESCO”. Y tampoco respondieron sobre lo que queda en Gibraltar: un muy pequeño número de piezas guardadas por Odyssey que también han reclamado allí los descendientes en otra batalla judicial recién abierta.

Los descendientes españoles del brigadier de la Armada, Diego de Alvear y Ponce de León, han acogido de manera positiva la decisión final del Ministerio. En un comunicado, José María Moncasi de Alvear, uno de los descendientes del brigadier de la Armada y que inició en septiembre de 2008 una campaña mediática a favor de España en su lucha contra Odyssey, ha declarado que ARQUA "es el sitio lógico al ser el referente en la protección y restauración del patrimonio subacuático".

El galeón 'La Mercedes'.

En cuanto a la Junta de Andalucía, según informa María Centeno, el consejero de Cultura y Deporte, Luciano Alonso, ha afirmado que seguirán “peleando hasta el final” para acoger el tesoro de La Mercedes. Alonso ha agregado que se dirigirá directamente al Ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, aprovechando el próximo lunes la Conferencia Sectorial de Cultura que se celebrará en Mérida, para que el tesoro del Odyssey “pueda ser disfrutado por los andaluces” y “espera recibir una explicación, de institución a institución, que es mucho más deseable que hacerlo a través de los medios de comunicación”. El consejero ha criticado que Wert no contestara a la proposición de la Junta para organizar la exposición itinerante Historia de un tesoro y su recuperación. Según este proyecto, los museos de Sevilla, Cádiz y Huelva acogerían esta muestra que incidiría especialmente en la relación de España, de Andalucía, con América. Alonso ha hecho hincapié en que Andalucía se comprometió y trabajó arduamente en la recuperación de este patrimonio expoliado por la empresa de cazatesoros Odyssey, a la vez que participó activamente en las tareas de investigación, liderada por el Centro Andaluz de Arqueología Subacuática, en Cádiz, para la identificación del pecio.

Mientras seguían los dimes y diretes políticos, fuera de la sala y flanqueada por dos guardias civiles, María Carrillo, de la Subdirección general de Museos Estatales, lucía sonrisa, bata y guantes blanquísimos. A ella le cupo el honor de coger las monedas y las tabaqueras para que pudieran retratarlas los fotógrafos. Parte de un tesoro inmenso perdido y muy repartido por el fondo del mar: el obús que hundió La Mercedes cayó en la misma santabárbara. “Como decía Benito Pérez Galdós en Trafalgar”, recuerda Prieto, “La Mercedes era uno de los barcos más cargados de la historia”.

La exposición está en marcha

Aurora Intxausti

No podía ocultar ni su felicidad, ni su emoción. La alcaldesa de Cartagena, Pilar Barreiro (PP), cree que con el tesoro de la Mercedes la localidad que gobierna “se consolida como una ciudad con un fantástico patrimonio arqueológico. Tenemos un teatro romano, un foro romano y ahora el tesoro de una fragata que podrá verse en un lugar tan espectacular como el ARQUA”.

En la última década Cartagena ha pasado de ser una ciudad carente de infraestructuras, a contar con impresionantes edificios coloniales recuperados y un patrimonio arquitectónico bastante abandonado, a reconstruir la ciudad con la participación de grandes arquitectos del panorama español. “Pedimos un estudio en 1995, que reunió un equipo multidisciplinar, y llegó a la conclusión que teníamos suficientes recursos patrimoniales para generar un turismo cultural. Y lo estamos consiguiendo. El Teatro romano de Cartagena es uno de los cinco museos más visitados de España”.

La regidora sabe que no va a necesitar publicitar la exposición del tesoro de la fragata Nuestra Señora de la Mercedes. “Ha habido tanto polémica sobre el contenido del pecio que serán muchas las personas que se acerquen a la ciudad para ver de cerca parte de su historia”. El ARQUA, situado en el cantil del muelle de Cartagena, albergará, casi con seguridad, la parte más importante de la colección. “El director del museo, Xavier Nieto, ha llevado parte de las negociaciones en el proceso judicial con el Odyssey, y cuenta con un equipo de arqueólogos impresionante que están trabajando con mucho entusiasmo. Nieto tiene la exposición en la cabeza y seguro que seguro que será muy atractiva”, puntualizó Pilar Barreiro.

Más información