Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bronca de Bruselas a Francia por reducir el IVA de los ‘ebooks’

La Comisión considera que la medida, adoptada por Sarkozy, vulnera la legislación comunitaria

Nada de rebajas en el IVA de los ebooks. Jarro de agua fría para esa vieja reclamación de los usuarios que desean títulos electrónicos sensiblemente más baratos que los de papel. “La legislación de la UE no permite a los Estados miembros aplicar una tasa reducida a los libros electrónicos”. Son palabras de la Comisión Europea, que hoy ha decidido emplazar por carta a Francia y Luxemburgo para que revisen su decisión de aplicar un IVA reducido a las obras digitalizadas.

En abril entró en vigor en Francia una de las medidas anticrisis del expresidente Sarkozy con el objetivo de recaudar más dinero para el erario público. Se trataba de subir el IVA de los libros de papel del 5,5% al 7%... y bajar el de los ebooks, también hasta el 7%. Algo que no ha gustado nada a Bruselas (ni, por cierto, a los libreros franceses). “Podríamos pues estar ante una violación clara de las reglas comunitarias”, ha dicho hoy la Comisión.

La legislación comunitaria considera que un libro electrónico y un libro en papel no son la misma cosa. El primero sería un servicio (esa es la directiva que regula su gravamen) y, por tanto, el IVA que se le aplica es superior. Esa es una de las razones por las que, en algunos casos, el precio de los ebooks se acerca al de los libros en papel, algo mal visto por los consumidores pues los costes de producción de un libro electrónico son muy inferiores a los de papel.

La legislación comunitaria considera que un libro electrónico y un libro en papel no son la misma cosa

En España el IVA del ebook es del 18%, mientras que los libros en papel gozan del tipo superreducido (el 4%). Luxemburgo (donde, por cierto, está la sede de la versión francesa de los grandes almacenes virtuales Amazon) aplica a los e-books un superreducido del 3%.

Editores, libreros y distribuidores, pidieron en abril de 2011 el mismo IVA para todos los soportes. Un IVA del 0% tanto para libros, como periódicos y revistas, impresos y digitales.