Anonymous 'tumba' la web de Interpol como represalia por las detenciones

Una operación policial detuvo a 25 miembros del movimiento, cuatro de ellos en España

Dos de los arrestados españoles están en la cárcel y un tercero en libertad bajo fianza

El cuarto, menor de edad, se encuentra bajo custodia de sus padres

Su máscara anoche tenía razones para sonreír más todavía. El movimiento de ciberactivistas Anonymous, que ha cogido prestado su desafiante símbolo de la novela gráfica V de Vendetta, consiguió tumbar, poco antes de la medianoche, la página web de la mayor organización policial internacional del planeta: Interpol.

El ataque online era una suerte de represalia por la detención de 25 Anonymous (cuatro de ellos en España), efectuada ayer por la policía en el marco de la llamada operación Exposure, coordinada a nivel internacional precisamente por Interpol.

DDos, es decir ataque de denegación de servicio, se les define a las acciones como la de anoche de Anonymous. Se trata de coordinar miles de visitas a la vez a una dirección online con el objetivo de bloquearla. Suele ser el método favorito del movimiento para atacar a sus enemigos y es esa una de las razones que llevaron a la detención de los cuatro supuestos ciberactivistas españoles de ayer. También se les acusa de asociación ilícita y delitos continuados, daño informático, revelación de secretos y de defacement (sabotear una página cambiando su imagen o apariencia) a direcciones web de partidos políticos, instituciones y empresas.

Dos de los Anonymous han ingresado en la cárcel por orden judicial, mientras que el tercero está en libertad bajo fianza y el cuarto, al ser menor de edad, se encuentra bajo custodia de sus padres.

“Publicaron online datos personales de agentes, de miembros de la policía destinados a la Casa Real, de la líder de UPyD, Rosa Díez, y de algunos de los escoltas de Zapatero [expresidente del Gobierno], entre otros”, explica Nieves G. S., jefa de la sección operativa de la brigada de Investigación Tecnológica de la Policía Nacional. Los cuatro Anonymous también se dedicaban a añadir detalles a las fotos oficiales de políticos como Rubalcaba y Rajoy, tanto que se les llegó a llamar “los de los colmillos”.

La misma fuente asegura que “es bastante posible” que los cuatro detenidos tengan que ver con la acción que Anonymous llevó a cabo una semana antes de la gala de los Goya: entonces los ciberactivistas publicaron en Internet datos personales como número de móvil y correo de varios exponentes del mundo de la cultura supuestamente partidarios de la ley Sinde. Entre los datos que acabaron publicados estaban los del ministro de Cultura, Educación y Deportes, José Ignacio Wert, de su antecesora en el cargo, Ángeles González-Sinde, del presidente de la Academia de Cine, Enrique González Macho, y de varios productores de cine, actores y músicos.

Que el bastante se convierta en una certeza (o en un no) depende de la información almacenada en 25 ordenadores y discos duros que la policía ha intervenido en Madrid y en Málaga, donde se llevaron a cabo las detenciones, y que ya están siendo analizados. 

La acción policial se incluye en el marco de la operación Exposure que busca detener a nivel internacional a “aquellos activistas que se dediquen a ataques contra distintas instituciones”, detalla Nieves G. S. De hecho, además de las detenciones en España, ha habido 10 arrestos en Argentina, seis en Chile y cinco en Colombia.

“A fuerza de analizar miles y miles de ficheros” y “al cabo de muchísimo tiempo”, según relata la misma fuente, la brigada tecnológica llegó a identificar las caras y los nombres que se escondían tras aquellas cuatro máscaras de Guy Fawkes.

Así se llegó a detener a F. J. B. D., también conocido como Thunder o Pacotron, en Málaga, “presuntamente encargado de administrar y gestionar la infraestructura informática utilizada por Anonymous en España e Iberoamérica”, tal y como reza el comunicado difundido por la Policía Nacional. Lo hacía a través de servidores alojados en Republica Checa y Bulgaria y que servían para que los Anonymous se comunicaran entre ellos.

En cuanto a J. M. L. G., arrestado en Madrid y apodado Troy, los agentes le consideran “presunto autor material de los ataques más destacados y filtraciones reivindicas por Anonymous” en España. Con él colaboraba supuestamente J. I. P. S., también detenido en Madrid, mientras que el joven de 16 años formaba presuntamente parte de un grupo de hacking conocido como Sector 404.

En una anterior operación contra Anonymous en España, en junio de 2011, los agentes habían arrestado a tres presuntos integrantes de esta plataforma en Almería, Alicante y Barcelona. Por entonces la policía aseguró que se había desmantelado "la cúpula funcional" del movimiento.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Avatar
Periodista itañol de cultura de EL PAÍS

Últimas noticias

Ver todo el día

Calor en un paisaje robótico

La estimulante Annie Clark sigue escribiendo música absorbente e inteligente

Licenciado en producto y estética

El nombre de este chef mallorquín es sinónimo de atractivo concepto gastronómico

La hora de los hayedos

Hayas, pero también aves, puentes medievales y “reciclaje musical” componen la oferta del fin de semana

Trauma familiar sobre mojado

‘Cuando deje de llover’ narra la vida de cuatro generaciones tocadas por un turbio pasado

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana