ENTREVISTA

Salma Hayek: “La nominación al Goya me dejó en 'shock”

La mexicana, nominada como mejor actriz por su papel en 'La chispa de la vida' de Álex de la Iglesia, presentó el filme en el Festival de Cine de Berlín

Hayek en la presentación de 'La chispa de la vida', de Álex de la Iglesia, en la Berlinale / JOHANNES EISELE (AFP)

Salma Hayek ignora los gestos de apremio de su relaciones públicas pero no se pierde ninguno gracias al gran espejo del lujoso hotel donde atiende a la prensa. Las cámaras, los representantes y el relaciones públicas que señala el reloj y se pasa el índice por el gaznate metiendo prisa conforman el circo habitual del cine, en marcha ahora para presentar en Alemania La chispa de la vida.

Pregunta. El domingo podría llevarse un Goya a la mejor actriz por esta película.

Respuesta. Fue una sorpresa, verdaderamente… Quedé en shock, porque nunca se me pasó por la cabeza que me pudieran nominar. La ilusión que yo tenía era ver cómo funciona la película, si iría a algún festival o tendría algún premio. Eso sí lo pensé. Al principio hasta pensé que la nominación era una broma. Me encantó. El Goya me conmueve, me emociona, es distinto por lo inesperado. La selección se debe a que mis compañeros españoles, gente que a mí me inspiró desde siempre, me eligió. Me honra. Ahora bien, estoy completamente (ríe) convencida de que no lo voy a ganar. Pero iré con muchísimo gusto.

P. La próxima es una película con Oliver Stone.

R. Se estrena en julio. Hago de malvada traficante de drogas, me doy miedo a mí misma. A mí lo que me gusta hacer es comedia. Lo fácil en La chispa de la vida habría sido irse por ahí. A José Mota y a mí nos costó no hacerlo. Se te van ocurriendo 20 chistes al minuto, estás trabajando con un comediante profesional, así que los dos nos esforzábamos en aguantar serios. Porque había que contar así la historia.

P. ¿Cómo trabajaron en el personaje?

R. Al principio era más plano, Álex y yo le íbamos añadiendo carácter. Ella mantiene la dignidad en medio de la tragedia de su marido. Es un homenaje a las mujeres que llevan el peso de la casa, los niños, las desgracias familiares, desde el principio de la historia del mundo. Por eso me atraía. Me enamoró.

P. Alex de la Iglesia y Robert Rodríguez, que le llevó a la fama, empezaron haciendo películas muy gamberras.

R. Álex y Robert son como de la misma familia, primos o algo sí. No sé por qué, ellos me ofrecen papeles. A mí no me gustan las películas violentas, pero el talento de estos chicos es indiscutible.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

ESPECIAL

Mario Vargas Llosa en su casa de Lima. / Daniel Mordzinski

La rebelión literaria de Vargas Llosa

Una mañana de confesiones literarias en la casa limeña del Premio Nobel con motivo del premio bienal que lleva su nombre

La cultura de 2013 en 21 especiales

El País Madrid

De la exposición de Dalí, pasando por el VI Congreso de la Lengua

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana