Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP recurre ante el Constitucional la prohibición de los toros en Cataluña

El partido considera que las comunidades autónomas "no tienen facultad para prohibir la tauromaquia"

Nuevo aliño de políticos y ruedos. El Partido Popular rompe otra lanza a favor de los taurinos. Tras el rechazo en el Senado a principios de octubre de su propuesta para declarar la lidia como Bien de Interés Cultural, el principal partido de la oposición presentó hoy por la mañana un recurso ante el Tribunal Constitucional contra la Ley 28/2010 de 3 de agosto, aprobada este verano en el parlamento de Cataluña y por la que se prohibirán las corridas de toros a partir de 2012.

El portavoz del PP en el Senado, Pío García-Escudero, acudió al registro del Constitucional con el aval de medio centenar de firmas de senadores populares y afirmó ante los periodistas que la prohibición taurina en Cataluña "incumple cerca de una docena de artículos de la Constitución".

El sector taurino, cuyos representantes más destacados han protagonizado en fechas recientes reuniones con los ministros Alfredo Pérez Rubalcaba y Ángeles González-Sinde para reclamar que las pocas competencias en esta materia que permanecen en el gabinete de Interior pasen a Cultura, encuentra otro cimiento de refuerzo con la reacción judicial del PP. Las figuras del toreo que acudieron a los encuentros con representantes del Gobierno repiten como un mantra su deseo de que no se politice la tauromaquia, pero a estas alturas lo cierto es que se trata de uno de los asuntos más politizados del año.

El abogado y ganadero Javier Araúz de Robles, también presente en las visitas de los toreros a las sedes ministeriales, consideró en conversación con este periódico que "el hecho de que sea el PP el que presenta el recurso ante el Constitucional no politiza la tauromaquia". Para Araúz de Robles, "lo importante es el fondo, ya que la prohibición en Cataluña puede ser inconstitucional".

Desde el Partido Socialista de Cataluña, su jefe de campaña en las próximas elecciones autonómicas, Jaume Collboni, declaró hoy que la iniciativa judicial de los populares genera "tensión y crispación", mientras que el presidente de CIU, Artur Mas, arremetió contra el PP asegurando que "siempre tienen que ir a ganar en los tribunales aquello que pierden en los parlamentos". El portavoz de Esquerra Republicana en el Congreso, Joan Ridao, también acusó a este partido de "embestir contra Cataluña siempre a través del Tribunal Constitucional".

Este último argumento es compartido por el promotor de la plataforma PROU!, Leonardo Anselmi, valedor de la Iniciativa Legislativa Popular que inició el trámite de la prohibición taurina aprobada en el parlamento catalán por 68 votos a favor, 55 en contra y nueve abstenciones. Anselmi explicó a EL PAÍS que la acción del PP le parece "lícita", si bien objetó: "los que vivimos en Cataluña ya estamos acostumbrados a que el PP lleve al Constitucional muchas leyes que aprueba el parlamento autonómico".

El promotor de PROU! valora el traspaso competencial de Interior a Cultura anunciado por el Gobierno como algo "inocuo". Por otra parte, Anselmi vislumbra en la estrategia del principal partido de la oposición "el objetivo de conseguir los votos de los taurinos", si bien asegura tener preparada "una respuesta jurídica en caso de admisión a trámite del recurso".