Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Haydn y Oriente Próximo, protagonistas del Concierto de Año Nuevo de Barenboim

El director hispano-argentino conducirá por primera vez la Filarmónica de Viena

A sus 66 años, el prestigioso maestro Daniel Barenboim iniciará el año 2009 con un debut, pues por primera vez dirigirá el célebre Concierto de Año Nuevo de la Filarmónica de Viena, con un programa en el que destacan Joseph Haydn y Oriente Medio. Así lo explicó hoy en Viena el presidente de los filarmónicos vieneses, Clemens Hellsberg, en una rueda de prensa donde, junto a Barenboim, presentó el programa de este concierto, que desde la Sala Dorada del Musikverein de la capital austríaca se televisará el próximo jueves a 71 países.

"Naturalmente que con Barenboim tenemos un socio ideal. Hace 20 años que trabajamos juntos", dijo Hellsberg al justificar la razón por la cual la orquesta, organizada de forma democrática y sin un director fijo, eligió esta vez al maestro argentino-israel-español, que posee además pasaporte palestino. Barenboim, por su parte, se mostró "impresionado" por la actitud "abierta" y la disponibilidad mental que encontró ayer en los filarmónicos, en su primer ensayo de este concierto.

Dramaturgia orquestal

Al programa "hemos tratado de darle una dramaturgia, porque es un programa con muchas piezas cortas, 19 títulos, y si no hay una dramaturgia del programa es simplemente una colección de propins. Este año no lo es", precisó Barenboim. "Hay una idea muy clara de cómo está construido el programa, con obras más grandes y otras más pequeñas", con tres piezas de la opereta El Barón Gitano, que se estrenó también en Berlín.

Estas piezas dan al concierto "una pequeña unidad, una pequeña sinfonía", añadió el músico, que se mostró además emocionado de que los filarmónicos hayan incluido obras que reflejan algunas estaciones biográficas de su vida. Es el caso, entre otros, "del Vals Español, que nunca lo han tocado ellos, ni yo tampoco. Es una pequeña joyita de (Joseph) Hellmesberger (1855-1907), y ahí van a poder ver exactamente la diferencia entre el ritmo del vals vienés y el vals latino", dijo.

Junto a las novedades, el público volverá a gozar de obras habituales en esta cita, entre ellos las dos últimas propinas: El Danubio Azul y la Marcha Radetzky. Hellsberg destacó hoy que el programa de este año la orquesta se ha acercado un poco "tanto a aspectos personales de Daniel Barenboim, como al jubileo de Joseph Haydn", en alusión a la celebración en 2009 de los 200 años de la muerte de Haydn.

Sinfonía de adioses

Así, entre los estrenos en este evento, además de la batuta de Barenboim, destaca el cuarto movimiento de la Abschiedsymphonie (Sinfonía de los Adioses) de Haydn, con la que se cierra el programa oficial antes de las propinas y que es la primera vez que se incluye en el concierto de valses y polcas. "No es una casualidad que empecemos con una obertura, la de Una noche en Venecia, de Johann Strauss (hijo), que no fue estrenada mundialmente en Viena, sino en Berlín", señaló Hellsberg, resaltando así la dirección de la Orquesta de la Staatskapelle de Berlín que ostenta Barenboim.

Destacó que este maestro "ha escrito un cuento de hadas moderno con su orquesta del diván" (formada hoy por jóvenes músicos israelíes, palestinos y de otras nacionalidades árabes, así como españoles), y calificó ese proyecto como "una de las acciones más importantes de nuestro tiempo". En homenaje a ese proyecto se interpretará el Vals Cuentos (de Hadas) de Oriente, de Johann Strauss hijo, en la primera parte del programa, dedica exclusivamente a obras del "rey del vals".

Por otro lado, en la versión televisada, que se podrá ver también en España y varios países latinoamericanos, destacarán las coreografías del Ballet de la Opera de Viena a cargo de Vladimir Malajov, que homenajearán a Haydn desde los aposentos del Castillo de Eszterhazy, en la ciudad de Eisenstadt, al extremo este de la república alpina. En la pausa del concierto, la televisión pública austríaca ORF, que cumplirá el jueves 50 años de transmisión de este concierto, ofrecerá un filme que presentará a los músicos de la Filarmónica y a Barenboim en la ciudad de Linz, Capital Cultural Europea de 2009. Para el 7 de enero se prevé la salida a la venta del CD de este concierto, uno de los más vendidos del mundo, mientras que la versión filmada en DVD se espera para el día 12, y en el nuevo formato Blu-ray, para el 16.