Julianne Moore es una rica incestuosa en 'Savage Grace'

La actriz estadounidense presenta en Madrid su nueva película, basada en la historia real de los herederos de la baquelita

ELPAÍS.com Madrid 23 ENE 2008 - 14:51 CET

Julianne Moore presentó hoy en Madrid Savage Grace, útima película del director Tom Kalin, que, basada en hechos reales, narra la historia incestuosa protagonizada por una familia adinerada. Los actores españoles Belén Rueda, Unax Ugalde y Elena Anaya participan en este filme, en el que Moore interpreta un personaje con dos caras. La cinta se estrena el próximo viernes en España.

Kalin lleva a la gran pantalla el libro homónimo, que incluía entrevistas, cartas y otra documentación real sobre este caso. Moore da vida a Bárbara, casada con Brooks Baekeland (Stephen Dillane), heredero del imperio de la baquelita. "Es una mujer con dos caras, por un lado es atractiva y agradable; pero estaba mentalmente enferma", afirmó Moore, sobre una mujer que acabó teniendo relaciones sexuales con su hijo Tony.

Esta historia es muy conocida en EEUU. El rodaje se desarrolló en España (en lugares como Cadaqués y Barcelona) y Kalin tardó en ponerla en pie casi ocho años, gracias a la coproducción española, puesto que en EEUU el "puritanismo" impidió que pudiera rodarla.

"El guión me atrajo mucho", señaló Moore, quien consideró que el texto planteaba "hasta qué límite puede llegar el comportamiento humano". Kalin, por su parte, puntualizó que Savage Grace "no deja indiferente a nadie" pero que, no obstante, tras su paso hace unos días por el Festival de Sundance el director se quedó "impresionado" con la reacción del público, que aguantó todo el metraje en su butaca. La cinta se estrena en EEUU el próximo 30 de mayo.

Candidata a los Oscar

La cuatro veces candidata al Oscar, que aprovechó para recomendar a Javier Bardem "que se lo pase lo mejor posible" con la candidatura, prosiguió diciendo que su personaje le resultó "fascinante". "Siempre me intereso primero por el guión y luego me gusta que el director tenga muy claro lo que quiere hacer para poder dárselo", añadió la actriz, que confesó sentirse atraída por "personajes dramáticos, que retraten las emociones y sean reales".

Preguntada sobre su imparable trabajo en el cine, Moore dijo que se trata de "suerte". "Trabajar es difícil para todos, porque los productores quieren ganar dinero y a pocas personas les interesan las historias humanas como ésta", dijo para justificar que los años no le hayan negado seguir trabajando en el cine.

Moore, que milita activamente en una organización por los derechos de la familia y se muestra muy involucrada en defender a las mujeres que deciden abortar, ha trabajado con directores de la talla de Robert Altman, Steven Spielberg, Ridley Scott o Alfonso Cuarón. Recientemente ha rodado a las órdenes de Fernando Meirelles una historia basada en un relato de Saramago.

Sobre las escenas de sexo de Savage Grace, Moore destacó que preparó su personaje basándose en la Bárbara real. "El sexo se muestra como algo normal, sin tabúes, porque la película habla del fracaso del amor", precisó el director, que debutó en 1992 con Swoon y ha sido guionista de 'La asesina de la oficina' y productor de Yo disparé a Andy Warhol.

Noy hay escenas de sexo gratuitas

"En EEUU tienen una obsesión enfermiza con las escenas sexuales y yo considero que el sexo es otra forma más que tienen las personas para comunicarse", subrayó sobre un filme en el que "casi no hay desnudos pero sí relaciones sexuales de todo tipo". "He tratado el sexo como creo que hay que hacerlo", puntualizó Kalin, quien confesó sentirse atraído por retratar en el cine la mente del criminal.

El actor inglés Eddie Redmayne, que encarna al joven Tony, señaló que en el filme "no hay sexo gratuito". "Están las escenas necesarias", dijo el actor, que encarna a un personaje trastornado, que acabó matando a su madre y recluido en una cárcel para esquizofrénicos.

Belén Rueda también estuvo en la rueda de prensa. La actriz española tienen un papel "pequeñito" (da vida a una española en París). Unax Ugalde, por su parte, encarna a un joven enamorado de Tony y Elena Anaya es la amante del marido de Bárbara.

De camarera a los Oscar

De estudiante y camarera a media jornada hasta actriz candidata a los Oscar. Esa es la historia de la estadounidense Julianne Moore, hija de un juez militar y de una psiquiatra que tuvo que cambiar su nombre cuando debutó en el mundo del cine. Bautizada como Julie Anne Smith, la actriz "evoca la sensualidad de una joven Joan Crawford, pero con más contradicciones", según el consagrado realizador Louis Malle. Mooren eligió uno de los apellidos de su padre para escapar al hecho de que todas las variaciones de su nombre ya estaban tomadas en los registros del sindicato de actores de EE UU.

La profesión de su padre la obligó a vivir sus primeros años de vida en más de una docena de lugares, incluso en Alaska y en Alemania, donde concluyó su formación preuniversitaria. Después, Julianne regresó a los EE UU, ingresando en la Facultad de Artes de Boston, donde se graduó en 1983. Su vida artística empezó en los escenarios del teatro de Nueva York y de la televisión estadounidense, pero el cine siempre estuvo presente y tras siete años de su estreno profesional en la Gran Manzana, la actriz entró por primera vez en la gran pantalla con Tales from the Darkside: The Movie.

Julianne es una de las pocas profesionales de Hollywood que logró sumar en el mismo año dos nominaciones a los Oscar. Fue en 2003. Julianne estuvo nominada en la categoría de actriz de reparto por su actuación en Las Horas y en la categoría de actriz principal por la película Lejos del cielo. En total, suma ya cuatro nominaciones, pero hasta ahora no ha ganado ninguna. Sobre el cine, la actriz, que ya se ha casado tres veces, dijo un día que en él "busca la verdad". "El público no viene a verte a ti. Vienen a verse a ellos mismos".

Una activista fuera de la pantalla

Julianne es madre de dos niños y es autora de un libro para niños, además de ser conocida como activista política y defensora del aborto. En Boogie Nights interpreta el papel de una actriz de cine porno con instintos maternales. Pero en la cinta, subraya, el sexo es sólo para la pantalla: "En casa nunca se tiene sexo como en el cine. No lo haces en el suelo, no lo haces de pie, ni siquiera usas la lencería más sexy. Si cualquiera alguna vez me arrancase la ropa, lo mataría".

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

La excelencia de Marc Gasol abruma a los Celtics

Memphis continúa líder tras ganar a Boston (117-100) con 32 puntos de Marc, que iguala la mejor marca de su carrera

Michel Lafon, autor de Pierre Menard

Dedicó gran parte de su vida a leer y enseñar literatura argentina

Semana fatal para Cuauhtémoc, Santos y Bill Cosby

Corresponsales internacionales y analistas ponen la calificación en Washington

¿En qué está América Latina?

Entrevista con Michael Reid, editor y autor de la columna Bello de The Economist

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana