Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iñárritu rompe con el guionista de 'Babel' tras su fiasco en los Oscars

Guillermo Arriaga, que colaboró también en 'Amores perros' y '21 gramos', reclama al director ser considerado el único autor de la cinta

El director de la película Babel, el mexicano Alejandro González Iñárritu, criticó ayer duramente a su compatriota Guillermo Arriaga, guionista del filme, por querer "reclamar" para sí la autoría de la cinta. Ayer se difundió una carta de Iñárritu a Arriaga, que la revista mexicana Chilango sacará en su próximo número, en la que el realizador mexicano asegura que es una "lástima" que por culpa de una "injustificada obsesión por reclamar la sola autoría de una película", el guionista parezca "desconocer que el cine es un arte de profunda colaboración".

"No fuiste -y nunca te has dejado sentir- parte de este equipo y tus declaraciones son un lamentable y muy reductivo punto final de este maravilloso y colectivo proceso que todos nosotros hemos vivido y ahora celebramos", afirma Iñárritu en la misiva. Firman la carta todo el cuerpo de producción de la película, incluidos los actores Gael García Bernal y Adriana Barraza, así como su director de fotografía, Rodrigo Prieto y el compositor argentino Gustavo Santaolalla, este último ganador del premio Oscar a Mejor Banda Sonora por Babel.

El mensaje subraya que "es una pena" que a lo largo de un año en las entrevistas que el guionista dio a la prensa se pudiera leer "más que un reconocimiento al trabajo de todos nosotros", "tu amargura y un insistente reclamo de atención mediática". Iñárritu concluye su carta a Arriaga con un lacónico "suerte en tus futuras películas". La revista mensual Chilango ha incluido en su último número, el de marzo, un extenso reportaje especial en el que reproduce la versión de Arriaga sobre el término de la relación entre estos dos cineastas que trabajaron juntos en la reconocida trilogía Amores perros (2000), 21 gramos (2003) y esta última, Babel (2006).

La japonesa era española

En el artículo, el escritor confirma las desavenencias que ya habían aflorado entre los dos artistas por la manera de llevar a la pantalla el guión de Babel y que culminaron con su separación creativa. La publicación revela, por ejemplo, que algunas secuencias de la versión final de la película no se corresponden con el guión. Babel cuenta tres historias que transcurren en la frontera entre México y EE UU, Japón y Marruecos. En la parte japonesa se cuenta la historia de una adolescente sorda, interpretada por la actriz Rinko Kikuchi, que se siente rechazada, pero Arriaga asegura que en el guión originalmente se trataba de una adolescente española que perdía la vista.

También confiesa a la publicación que Iñárritu le fue "aislando" gradualmente al punto que, durante la filmación de Babel, el guionista tenía prohibido por contrato asistir al rodaje. Arriaga dijo ayer a la emisora W-Radio que desconocía la carta de su colega. "No quiero sentir que soy el autor de la película" porque es "una película de todos" , aseguró a la emisora. Insistió en que respeta el trabajo de sus compañeros y que lo único que ha intentado hacer es "restablecer el papel del escritor en la película".

Sin embargo, declaró que hubo posiciones "extremas" de Iñárritu como el referirse a "mi trilogía", cuando hablaba de las tres películas que hicieron juntos. Lamentó que su discusión "profesional" con el realizador se haya llevado al terreno "comunal", como si estuviera "contra todos", y se mostró sorprendido de que los actores hubieran también firmado la misiva. En este sentido dijo que su posición fue "manipulada", por lo que enviará "una carta personal a cada uno de los firmantes" para aclarar sus opiniones.

Arriaga corroboró que "se cierra la historia" de sus colaboraciones con el director mexicano, a quién le desea suerte en el futuro, y dijo que otras personas involucradas en Babel no están de acuerdo "con como Alejandro ha manejado esto". Babel, nominada a siete premios Oscar, recibió ayer en la ceremonia de Los Ángeles un único galardón, y perdió en las categorías más importantes en las que competía, como mejor película y mejor director, que fueron para Infiltrados, Martín Scorsese.