Un óleo de Turner, la pintura más cara de la historia británica

Christie's la subasta en Nueva York por 35,8 millones de dólares, un 80% del valor estimado por la casa

EFE Nueva York 6 ABR 2006 - 23:36 CET

Un óleo de Joseph William Turner se ha convertido en la pintura británica más cara vendida en una subasta. La obra - Giudecca, La Donna della Salute and San Giorgio (1841)- ha sido adquirida por 35,8 millones de dólares, un 80% por encima del valor calculado por la firma Christie's, que había puesto como precio de salida 20 millones de dólares. La joya británica ha sido comprada por un coleccionista privado a través del teléfono.

La pintura es una evocadora vista del gran canal de Venecia desde la isla Giudecca y no había salido a subasta desde 1897, cuando la misma firma Christie's la vendió en Londres por 6.800 guineas, la antigua moneda británica.

Tras su venta en 35,8 millones de dólares, incluidas las comisiones de la firma de remates, la obra bate el récord para una pintura británica vendida en subasta, que era de 21,1 millones de dólares y fue alcanzado en 1990 por The Lock, de John Constable. Asimismo, Turner (1775-1851) supera considerablemente su récord de artista, obtenido en 1984 por la venta de la obra Seascape, Folkestone en nueve millones de dólares.

La pintura fue puesta en venta por la Fundación San Francisco de Asis, con sede en Nueva York, para financiar las misiones franciscanas alrededor del mundo, y formaba parte de la venta de arte clásico de Christie's.

Otras noticias

En la imagen, Giudecca, La Donna della Salute and San Giorgio. / EFE

Últimas noticias

Ver todo el día

Egipto recupera obras saqueadas tras la primavera árabe de 2011

Ricard González El Cairo

El Gobierno calcula que han salido clandestinamente del país 4000 antigüedades

Hagamos la Biblioteca Central en el Vallès

Hay que evitar privilegiar Barcelona con la concentración de ‘tesoros’ que corren el riesgo de resultar redundantes

Los catalanes van, los escoceses vuelven

El independentismo escocés ofrece un modelo de sociedad, mientras el catalán ve la independencia como un fin en sí mismo

EL PAÍS RECOMIENDA

Hambre oculta tras el milagro británico

Pablo Guimón Londres

Los recortes en el Estado de bienestar han disparado el uso de bancos de alimentos

Adulterio en el tubo de ensayo

Una sentencia británica muestra las grietas del control de la identidad en la reproducción asistida en España

Lo más visto en...

» Top 50


Webs de PRISA

cerrar ventana